Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.
[mc4wp_form id="4890"]
Zapisz Zapisz

MASTER EN EMBARAZO PARTE I  -Sobre cuidados y conocimientos

Embarazada de Telmo con 30 añitos , estaba a caer de un guindo de lo que era un embarazo. Muy espabilada estaba en otro montón de cosas… pero un embarazo es un máster en alimentación, cuidados corporales (y mentales), moda y actividades. Como esto de la maternidad, embarazos e hijos, cada mujer en este caso, lo vive de manera particular, y hay tantas corrientes como madres, yo voy a contar cómo me fue a mí.

Fui la primera embarazada de mi oficina, la primera embarazada de mi familia (entiéndase familia en edad lineal) y la primera embarazada de mi grupo de amigas, así que sólo podía consultar a Google mis dudas más modernas y a mi madre mis dudas más antiguas. Los embarazos también entienden de siglos, y el de mi madre conmigo, mal que me pese, fue el siglo pasado.

EMBARAZO PREDICTOR PRUEBAS

Recién enterados de que Telmo venía en camino (qué jóvenes… y qué descansados estábamos)

Lo primero que consulté fueron cremas anti estrías. No soy una top, ni tengo un cuerpazo, pero lo que tenía, quería mantenerlo en su sitio con el menor destrozo posible. Me parecía un misterio cómo las famosas podían ir a la playa después de tener hijos y parecer que estaban igual. Bueno, es posible. Para ellas es más fácil porque su única ocupación es ser ellas mismas, por lo que invierten un tiempo que las mortales de a pie no tenemos en cuidarse. No obstante, yo doy fe que con cuidados, se puede volver casi (casi, casi) al estado anterior. Para esto es fundamental encontrar una buena crema y ser constante en los cuidados. Yo, repito, estaba a caer de un guindo, así que Google y yo nos hicimos mejores amigos. Encontré dos recomendaciones generalizadas en el trillón de foros sobre embarazos y maternidad que consulté:

Trofolastin

Aceite de almendras de Mercadona

Me compré las dos, e instauré el ritual que ha valido en mis dos embarazos: mi marido me daba crema en la tripa por la mañana y por la noche. Se convirtió en algo muy emocionante porque aunque al principio no se notaban los cambios, cuando los bebés se empezaron a mover, el “momento crema” era el más esperado para compartir juntos. En mi segundo embarazo, con Telmo ya con 4 años, la crema me la daba él también, y cuando Valeria se empezó a mover, él me traía la crema todo el tiempo para poder sentir a su hermana. Este es uno de los recuerdos más bonitos que tengo de mis embarazos. El resultado, ni una estría.

Lo siguiente que hice fue comprar varios libros de embarazo. De todos, el que más me gustó y usé en mis dos embarazos, fue “Qué se puede esperar cuando estás esperando” de Heidi Murkoff. Es muy completo y con un lenguaje apto para los “no-técnicos”. Haciendo gala de uno de mis rasgos característicos, la impaciencia, me lo leí del tirón, así que en la semana 12, ya me sabía el libro entero y había llegado a todas las posibilidades de partos.

Después, mi fijación fue la ropa premamá. Empecé a scannear el mercado premamá, y descubrí las líneas de Zara, H&M y el Corte Inglés. En el embarazo de Telmo, casi en cada Zara había un apartado Mum para embarazadas, a día de hoy ya no tienen esa sección. Aún me duran 2 pares de jeans premamá que compré en Zara cuando aún los había y que los he usado en los dos embarazos. En el Corte Inglés, con la marca Alía, encontré pantalones de vestir para ir al trabajo que también me han servido en ambos embarazos. En H&M compré también shorts de verano para embarazadas, porque no me coincidieron en fechas los tamaños de barriga con los embarazos de Telmo y Valeria. De todas maneras, yo sólo compré pantalones pre mamá y medias porque luego fui adaptando la moda al tamaño de mi barriga y no tuve mayor problema.

Estas tres cosas fueron las primeras dudas que me asaltaron y me ocuparon casi el primer trimestre… y cuando las tenía dominada, llegó la segunda parte del master: las herramientas, o sea, el carrito, la cuna, la silla del coche, los walkie talkies, la bañera…esto fue causa de estudio y debate durante todo el segundo trimestre de embarazo.

¡Atentos al post!

Living la Vida Madre..Ohh Yeah...!
share
4 Responses
  • Patry
    abril 13, 2018

    En este caso yo llevaba ventaja, mi hermana mayor que me ha dado una sobrina maravillosa fue mi mentora…pero el Google es buena opcion para casi todo😉.Por cierto yo use lo mismo para las estrías y va perfecto!!! Un beso!

    • @elisa_mamasuperplus
      abril 13, 2018

      Qué suerte!!! Yo nada!!! Un abrazo!

  • Vanesa
    abril 18, 2018

    Me encanta como lo describes.
    😍😍😍

    • @elisa_mamasuperplus
      abril 19, 2018

      GRACIAS!!!

What do you think?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.